La educación Montessori se caracteriza por promover la autonomía e independencia del niño, de manera que este desempeñe un papel activo en su aprendizaje y pueda descubrir el mundo con libertad. Para lograrlo, es necesario adaptar muchos de los objetos cotidianos a su nivel de desarrollo, uno de ellos es la cama.

Normalmente los padres no le prestan mucha atención a la elección de la cama, más allá de las cuestiones relacionadas con la seguridad. Sin embargo, la cama debe garantizar un sueño profundo, básico para el crecimiento y el bienestar de los niños, además de brindarle cierta libertad de movimiento, acorde a su etapa del desarrollo.

Leer más