Slime magnético

por Laura
0 Comentarios

Bueno chicas, otro día más por aquí subiéndoos este post tan chachi que sé que muchas estáis esperando. Os voy a mostrar cómo solemos hacer «slime» en casa y que siempre nos queda ideal. Pero es que además el slime de hoy tiene una propiedad que ningún otro tiene: el magnetismo.

¿Vamos a ello entonces?

Para hacer este slime necesitaréis:

  • Un vaso de agua
  • Una cucharadita de bicarbonato sódico
  • Un bote de pintura transparente escolar (no vale otra)
  • Líquído de lentillas ( aseguraos antes de comprarlo que en los ingredientes aparece «ácido bórico», que es el elemento indispensable para conseguir la textura de slime)
  • Témpera del color que queráis
  • Limaduras de hierro (nosotros hemos cogido este bote de 1 kg que compensa mucho. Obviamente podéis encontrar menos cantidad pero no compensa el precio, así de este modo ya os queda para hacer otros experimentos sobre magnetismo)
Bote de 1kg de limaduras de hierro

¿Cómo se hace?

Ha clic en la imagen para acceder al vídeo

Echamos en un recipiente de cristal el vaso de agua y la cucharadita de bicarbonato. Removemos bien hasta que este ultimo se disuelva.

A continuación echamos todo el bote de cola blanca y seguimos removiendo.

Ahora es el momento de echar un chorrito de témpera del color que queráis. Como veis en el video, nosotros lo hicimos negro y azul.

Ahora viene la mejor parte, convertir esta masa en slime. Para ello, vamos echando poco a poco el líquido de lentillas y removiendo hasta que adquiera la consistura de slime. Es mejor que vayáis echando poquita cantidad que de echar más siempre tenéis tiempo y si os pasáis os quedará poco moldeable. Os tengo que decir que en el video veréis que al echarlo en la mesa el slime de desparrama mucho, y es que me quedé sin líquido de lentillas y no pude echarle más, pero aún así no se quedaba pegado a las manos. La consistencia la elegís vosotras!!

Una vez hecho, solo nos falta añadir las limaduras de hierro y mezclar bien. Nosotros fuimos echando y probando. Si tenéis un imán potente probablemente con poca cantidad de limadura os llegue, pero si no es muy potente deberéis echarle más. Es cuestión de ir probando.

Una vez que lo tengáis solo tenéis que poneros a experimentar utilizando un imán. Veréis que al acercarlo al slime , este se sentirá atraído y se pegará. Es super divertido para crear infinidad de formas!!! Además es una actividad muy divertida para enseñar a los más peques lo que es el magnetismo de un modo lúdico y echándoos unas risas!

Eso sí, tened mucho cuidado con que vuestros peques no se lo lleven a la boca y aseguraos que al terminar de jugar se laven bien las manos.

Qué? Os animáis?? No dudéis en mostrarme los resultados y etiquetarme para que pueda verlos!!

BiQUIÑOS Y ABRAZOS

You may also like

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si quieres seguir descubriendo actividades y experimentos con Luca, estaría genial que aceptarais darle unas "cookies". Mientras se las come...os desea que paséis un buen rato navegando por aqui... Cómete mis cookies Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: