Buenas tardes miña xentiña:

Aprovecho que Luca duerme la siesta para subir nuevas actividades al blog. Poco a poco vamos actualizando las actividades que realizamos hace algún tiempo.

Hoy toca slime fluorescente y garbanzos de colores.

¿Qué materiales necesitamos?

Hacer slime es una de las actividades que se me ha torcido más de todas las que hice con Luca hasta ahora. Y no es porque sea complicado o lleve mucho tiempo, nada de eso. Simplemente que si no tienes los materiales necesarios ( he probado con otros) no te va a salir, por muchas vueltas que les des.

Por lo tanto es importante que sigáis los pasos que os voy a dar con precisión. Para ello necesitareis:

  • Agua
  • Bicarbonato sódico
  • Un bote de cola escolar transparente.

  • Colorante o pintura. Nosotros utilizamos pintura fluorescente de colores NO TÓXICA y LAVABLE. La compramos en los chinos pero las podéis encontrar fácilmente en cualquier tienda o página web.
  • Un recipiente para hacer la mezcla
  • Una botella de líquido para lentillas (contiene bórax que es lo que le va a dar la textura pegajosa típica de los slime). Nosotros, como no usamos lentillas, la compramos en Eroski pero la hay en más supermercados.

  • Un paquete de garbanzos crudos
  • Bolsas de congelación

¿Cómo hemos preparado el slime?

Para preparar el slime lo primero que haremos será echar un vaso de agua tibia en un recipiente y añadir una cucharada de bicarbonato. Es importante que se disuelva bien el bicarbonato antes del siguiente paso. A continuación echamos el bote de cola escolar y mezclamos con una cuchara.

El siguiente paso es echarle la pintura por lo tanto vamos a echar una pequeña cantidad de mezcla en otro recipiente. Echamos unas gotas de pintura y seguimos mezclando. Una vez echo esto es el momento de echar el líquido de lentillas. Vamos echando chorrito a chorrito y removiendo con la cuchara. En el momento en el que veáis que la mezcla va adquiriendo solidez y se va desprendiendo de las paredes del recipiente podéis manipularla y seguir mezclándola con las manos. Si veis que aún se queda pegada le echáis otro chorrito de líquido de lentillas.

Repetís el proceso con los demás colores que queráis formar.

¿Cómo hemos teñido los garbanzos?

Para teñir los garbanzos lo haremos del mismo modo que teñimos el arroz para hacer la actividad del arcoíris de arroz que podéis encontrar en el menú SENSORIALES en este blog.

Para ello echaremos la cantidad que queráis de garbanzos en una bolsa de congelación y a continuación echaremos unas gotas de pintura o colorante. Nosotros usamos la misma pintura que utilizamos para hacer el slime.

Mezclamos bien, extendemos en un recipiente abierto y dejamos secar. Haremos lo mismo con el resto de los colores.

 

¿Cómo ha utilizado Luca este material?

Como veréis en las fotos que aparecen al final del post, coloqué el slime de colores en diferentes recipientes (utilicé pocillos de café de plástico) y los garbanzos también.

Coloqué todo en una bandeja traslúcida y la puse sobre la mesa de luz. En nuestro caso, nuestra mesa de luz trae mando para cambiar el color. Si utilizamos el color azulón se verán los colores impresionantes. No es luz negra (ultravioleta) puesto que los LED de la mesa de luz de Luca no lo traen ( a parte de que dañarían la vista de los peques si están un tiempo prolongado expuestos a ella) pero dá el pego!!!

Con esta actividad podemos trabajar la asociación por colores al mismo tiempo que experimentan la textura del slime que les suele encantar a todos!

Luca primero colocó los garbanzos de colores en su bote de slime. Luego comenzó a hundirlos en él, a continuación mezcló los garbanzos en los slime indistintamente y finalmente, vació los slime en la bandeja y mezcló todo!

Aquí os dejo las fotos de ese día! Molan mogollón!!!

Biquiños e apartas!!!!Muaaak!!